Luego, durante la dinastía Ch’ing, a partir del siglo XVII, se publica un libro llamado Yi Cheng Jin Chian en 83 volúmenes, cuyo título significa literalmente ‘Medicina–Original-Oro—Libro”, es decir Libro tan valioso como el oro porque explica originalidad de la medicina.” Más tarde, en la época de la revolución china de Sun Yat Sen, los métodos clásicos chinos se vieron relegados, en beneficio de los métodos occidentales. Sin embargo, últimamente han sido revalorizados por el gobierno actual.

La digitopuntura es en China un árbol con muchas ramas: existen hoy allí muchas escuelas, y Tui-na es sinónimo de Escuela Matriz de Digitopuntura, de donde derivan los otros métodos de masaje orientales.

Las tres hermanas terapéuticas

La digitopuntura, de la mano con la acupuntura y la moxibustión, constituye una parte importante de la medicina tradicional china. Estas tres técnicas previenen y tratan enfermedades mediante la acción sobre puntos específicos del cuerpo humano.

De hecho, todas se apoyan esencialmente sobre los mismos fundamentos, y sólo difieren en el instrumento utilizado para actuar sobre el cuerpo. En la digitopuntura se emplean sobre todo los dedos, en la acupuntura se utilizan agujas, y en la moxibustión se usa el calor producido por la combustión de bastones de hierbas.

Estas técnicas tienen una eficacia amplia y evidente y necesitan sólo equipos simples. Por eso justamente gozan de gran popularidad en China desde hace miles de años y son muy utilizadas hoy en el área de la salud pública.

Se piensa a menudo que la acupuntura – o la moxibustión -son de efectos mucho más intensos y fuertes que la digitopuntura. Sin embargo, no necesariamente es la acupuntura más intensa que la digitopuntura. Esta última puede ser muy fuerte y de efecto más rápido. Depende de los casos, y de la dolencia en cuestión. Para tratar la tortícolis, es preferible la digitopuntura, que es de efecto más rápido. Para la ciática, y para producir efecto anestésico, por el contrario, es más rápida la acupuntura. Pero, en general, la elección entre ambas depende de la condición física del paciente. En general, la digitopuntura es un camino muy interesante para lograr buenos efectos, aunque va a depender de la enfermedad y condición física del paciente si se usa como método principal o secundario.