Recién comienza la actuación de los Instructores de la Jerarquía, proporcionando al candidato la debida enseñanza en el plano físico, la que incluye la técnica de la meditación.

Quinta Etapa:
Durante la quinta etapa, la luz en el cuerpo causal se ha transformado en llama “y el sendero del justo brilla cada vez más hasta el día perfecto”. Se intensifica la meditación que ahora sigue la línea del Rayo del Yo Superior. El hombre percibe la vibración de su Yo Superior y trata de llegar a él penetrando en la consciencia del cuerpo causal (octava consciencia).

Esta quinta etapa es la del Sendero de Iniciación o Proceso de Transmutación. Empieza la transferencia de los átomos. La polarización en el átomo físico permanente pasa al átomo mental permanente en la tercera iniciación. Después de la cuarta iniciación, en la que el cuerpo causal, con todo lo acumulado durante innumerables vidas de esfuerzo y sufrimiento, es consumido por su llama interna, la polarización del astral permanente pasa al átomo búdico permanente. Igual sucede con la unidad mental, su polarización es transferida al átomo átmico permanente.

El hombre fundido a su Yo Superior, se ha convertido en Maestro de Sabiduría y Compasión y su edad simbólica es de 42 años, la madurez perfecta en el sistema solar.

Alice A. Bailey

Extractado por Farid Azael de
Alice A. Bailey.- El Discipulado en la Nueva Era.- Editorial Fundación Lucis